Al BCE sigue sin gustarle la dinámica actual de la inflación - Creand
Saltar al contenido

Al BCE sigue sin gustarle la dinámica actual de la inflación

Tal y como se esperaba, el Banco Central Europeo ha subido los tipos de interés un 0,25% para dejar la tasa de depósito en el 3,50%. Pero los comentarios de Lagarde en la rueda de prensa posterior siguen siendo muy agresivos: “Ni siquiera piensan en una pausa para subir los tipos”.

Revisan los datos de inflación al alza, tanto para 2024 como para 2025, estando los próximos tres años todavía por encima de su objetivo del 2%. Es decir, consideran que la inflación va a quedarse estancada en un nivel incómodamente alto. Es una señal clara de que el máximo organismo monetario europeo va a ser más restrictivo durante más tiempo. De hecho, desde que el año pasado comenzasen con las subidas de tipos, el banco central siempre fue más restrictivo de lo que el mercado esperaba. Además, han admitido que han estado discutiendo sobre la situación de fortaleza del mercado laboral, concluyendo que hará que la inflación se mantenga elevada.

Por otro lado, han rebajado las previsiones de crecimiento económico ligeramente a la baja para 2023 y 2024. Precisamente, el entorno económico que tildan de “incierto”, es lo que les hace no dar una guía de las futuras subidas de tipos, seguirán dependiente de los datos, pero para compensar, Lagarde ha reconocido que es muy probable que vuelvan a subir los tipos en la próxima reunión y que no piensan en una pausa. Con ese comentario, el euro ha reaccionado fortaleciéndose contra el dólar.